Bebé bien atendido

Los niños bien atendidos, son los niños a los que satisfacemos los tres tipos de necesidades:
-emocionales(cariño, amor y respeto)
-fisiológicas (alimentación y descanso)
-neurológicas ( necesidades que tiene el cerebro de estimulación y oportunidades de desarrollo)
Como resultado, conseguimos niños completos, seguros de sí mismos y por tanto, niños y adultos, más felices.
Desgraciadamente, en la mayoría de los casos, las necesidades neurológicas no son atendidas por falta de conocimiento por parte de los cuidadores.
Los primeros años de vida …Leer más

Visión del recién nacido

La visión del recién nacido es limitada. Aunque puede ver desde el primer momento, la parte central de la retina no está del todo desarrollada y no le permite ver con nitidez. A pesar de tener unos ojos grandes y abiertos, la mayor parte del tiempo se mantienen cerrados las primeras semanas.Es normal, pues duermen mucho.
Los estímulos visuales son los que van ayudando a evolucionar la visión del bebé. Ayudemos al bebé a desarrollar su …Leer más

Desarrollo intelectual

Un bebé desde que nace tiene una gran capacidad de absorción de conocimientos que con la edad se va perdiendo. El bebé al nacer no conoce su entorno, ni sus cuidadores, ni siquiera el idioma que le envuelve. Pero en un año, todo eso es pan comido para él. Se convierte en un gran experto de todo lo que antes desconocía.
Debemos aprovechar esa capacidad que tiene, para enseñarle y saciar sus ganas de aprender.De la …Leer más

¿Bebé boca arriba, bebé boca abajo?

Si queremos que nuestro bebé comience a arrastrarse, debemos ponerlo en la posición adecuada. Debemos facilitarle el tipo de superficie por el que va a iniciarse y sobretodo el tipo de vestimenta.
Estos tres factores (posición, superficie y vestimenta), serán el empujón que debemos darle al bebé para conseguir que se arrastre y acabe siendo un gran gateador.
El bebé boca arriba se siente como una tortuga boca arriba que tiene grandes dificultades para poder caminar. Boca …Leer más

¿Gatear o caminar?

¿Todavía no camina?
Frecuentemente, a las madres de niños entre 12 y 18 meses nos bombardean con esta pregunta. Si tienes en casa un gateador, anímalo a hacer largas carreras. Ten en cuenta que tiene toda la vida para caminar, no hay prisa por empezar. Sin embargo, una vez deje de gatear, nunca más volverá a hacerlo. Sólo cuando se sienta lo suficientemente mayor para que no lo confundan con un bebé. Y aún así, no …Leer más

Arrastrar, gatear, caminar y,… correr!!!!!!

De forma natural, hay una serie de etapas por las que cualquier niño debe pasar. El arrastre, el gateo, caminar y posteriormente, correr. A partir de aquí, se considera que el niño ya está preparado para poder practicar cualquier deporte. Cada una de estas etapas es de gran importancia y forman parte de un buen desarrollo. Además, parece ser que no sólo inciden en el desarrollo físico, sino también en el intelectual.
No siempre es fácil …Leer más

¡El ejercicio ayuda!

Desde el nacimiento, el bebé, ya está preparado para la movilidad.
El gran aumento de peso de los primeros meses de vida y las limitaciones de movilidad que los adultos les imponemos (cunas, hamacas, carritos, tronas, etc,…) dificultan enormemente su buen desarrollo psicomotriz.
Prueba dejarlo en un espacio seguro, limpio y sin obstáculos, donde su campo de visión pueda alcanzar objetos que llamen su atención y le animen a moverse.
Una buena opción es comprar una alfombra de …Leer más

Genética y ambiente

 

vinculo afectivoEl ser humano viene definido desde el momento de su concepción por su genética. Poco a poco el ambiente toma un papel muy valioso que influirá enormemente en el desarrollo del individuo.

Ya desde el vientre de la madre el bebé depende de su ambiente para desarrollarse adecuadamente. Durante el embarazo, la alimentación, el estado de salud de la madre, incluso el estado psicológico influyen en el bebé.

Leer más

Vínculo afectivo

Imagen 6

Dedicando tu tiempo a tu niño con intención de aumentar su potencial intelectual tiene unos efectos indirectos muy valiosos. El vínculo afectivo tiene un papel primordial en la educación y puede verse enormemente aumentado a través de la estimulación temprana.

La dedicación a tu bebé te ayuda a conocerlo más y a entender más su entorno. Sólo con esto estás reforzando enormemente las relaciones y por tanto el vínculo que os une.

Además si tu intención es ofrecerle un entorno rico teniendo en cuenta sus gustos y preferencias, no sólo aumentarás su potencial intelectual sino también emocional y crearás en él un estado de seguridad y felicidad.

Leer más